©Juan Amaya. Montserrat, 1958
Jacques Léonard, (París, 1909 – l’Escala, 1994) tenía 43 años cuando se instaló de manera definitiva en Barcelona para dedicarse profesionalmente a la fotografía. Cerraba una época marcada por un estilo de vida que, a consecuencia de las diversas actividades desarrolladas, le había llevado a viajar por todo el mundo.

Hijo de un tratante de caballos de origen gitano y de la dueña de una casa de costura en París, pronto se inició en el mundo del cine. En 1931 empezó a trabajar haciendo encargos para unos estudios de París, después pasó a dedicarse a tareas de montaje y, más tarde, de producción. Colaboró con varios directores, entre los que cabe destacar a Abel Gance.

En 1940 viajó a España ya que buscaba localizaciones para una película sobre Cristóbal Colón que no llegó a rodarse debido a la situación de guerra en Europa. Conoció al entonces director general de cinematografía, que le ofreció la oportunidad de trabajar en varios encargos y se quedó en Madrid.   .

En 1949 se trasladó a Barcelona con el empresario teatral Arthur Kaps y se convirtió en su mano derecha. Más tarde, alejado de los rodajes, trabajó como restaurador de muebles.
Conoció al humorista Robert Lamouret y le acompañó en calidad de secretario en una gira mundial. Con él viajó a Inglaterra, Australia, Grecia e Italia. Al finalizar la gira, rechazó la propuesta de viajar a Estados Unidos, y en 1952 se instaló en Barcelona donde se enamoró de Rosario Amaya, una gitana que trabajaba como modelo de artistas. Se casó e inició su actividad como fotógrafo free lance.

Francesc Català-Roca le proporcionó contactos y, a partir de ahí, colaboró en diferentes medios: La Vanguardia; La Gaceta Ilustrada; Pomezia, una publicación del Obispado de Barcelona, y Sant Jordi, la revista de la Diputación de Barcelona. Montó su propio laboratorio dedicado a la fotografía publicitaria.

En 1975 tras el desmantelamiento de los barrios gitanos de Barcelona, se trasladó al de la Mina y por problemas de salud dejó la fotografía y se dedicó a trabajar en el proyecto de un libro sobre la cultura gitana, Les quatre fers en l’air, que no consiguió publicar a pesar del interés inicial demostrado por la editorial Plon de París, especializada en etnología.

1991 Con la salud muy mermada, se estableció en L’Escala donde murió en 1994

 

©Autoretrato, ca. 1960

© Autor y lugar desconocido, ca. 1940

©Autor y lugar desconocido. Montando película. ca. 1940